Blogia
José Manuel García Marín

Visiones de Crisálida

Visiones de Crisálida

El poema que adjunto es del libro "Visiones de Crisálida", de Miguel Gómez Yebra. Tiene otras muchas, que también me gustan, pero había que elegir una. A veces conviene apartar la prosa y detenerse en la poesía.

 

     CÚPULAS

Las he visto ceñirse una nube en abril,

ajustarse campanas, sacudirse la nieve,

respirar horizontes en cualquier estación,

su aliento es frío y tiene niebla de catedrales

incienso, sombra, luto que trepó por los fustes.


Las he visto durmiendo pero no me invitaron,

de forma interactiva, al sueño de las cúpulas.

Siglos de cielos mustios, de rancias soledades,

aprendió ya la piedra a viajar por el tiempo,

tiene oscuros recuerdos de bosque, musgo, pájaros

que un día visitaron las lejanas canteras

hoy lugar pintoresco capturado un domingo

en las fotografías de turistas que muestran

las entrañas del mundo llenas de cicatrices.


Las cúpulas conocen la ruta de los gatos

en tejados que limpia la lluvia en el otoño

entre las chimeneas que recitan espectros

con mil volutas de humo, humo de arte mayor.


Las cúpulas conocen la danza de las grúas,

la danza de los hombres, la danza de una estrella,

el vuelo de periódicas, eternas golondrinas,

el canto de una monja, el roce de un murciélago,

el grito inconfundible y absurdo de un suicida.


Las cúpulas conocen la agonía del rayo

que hace temblar vidrieras en noches solitarias,

zarandea ajedreces sobre las tejas sucias

con alfiles de acero, parabólicas damas,

antenas que nos prestan dos horas de ilusiones,

realidad y ficción llenando todo el aire

con ondas al alcance de unos ojos vacíos.


Tendré que imaginarme el sueño de las cúpulas.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Rafa -

Una vez más, tú y tu blog sois un mundo aparte, unos momentos de sosiego, un no dejar de creer en todo y en nada a un mismo tiempo.

Buenas noches, querido amigo.

Rafa

José Antonio Ávila -

Me ha gustado mucho el poema.
Me alegra que a vuesa merced le plazca la poesía, dice mucho de su sensibilidad.
Mi más sincera enhorabuena a Don Miguel Gómez Yebra.
José Antonio Ávila.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres