Blogia
José Manuel García Marín

Ni a Roma ni a Damasco

Ni a Roma ni a Damasco

    ¡Vaya, ya salió a escena un nuevo paleto!

    Esta vez no es americano, como bien podría suponerse, no. El que protagoniza ahora el desatino, con toda la osadía de la ignorancia -que eso sí es coherente- es un egipcio: Aymán al-Zawahiri, lugarteniente de Osama ben Laden. ¡Qué pena!, ¿dónde deja la cultura de un país que fue famoso por ella?

    Este individuo propone "reconquistar" al-Ándalus, como en su época pregonaran los cristianos, errados igualmente. Pues no, oiga. No digo yo que no se nos pueda conquistar, pero para "reconquistarnos" es requisito indispensable haber "conquistado" esta tierra previamente. Comprendería su sorpresa, créame, si leyera estas líneas; pero, es que, verá: eso no ha sucedido nunca. Ya sé que en el 711 entró el Islam y que hubo ciertos movimientos de tropas, y hasta emires varios. Sin embargo, esa es una etapa de nuestra historia que no por complicada la convierte en árabe. Además, incluso dándolo por bueno, sólo fueron 44 años, porque en el 755 Abderrahmán I se proclamó emir independiente de Damasco y, con ello y para siempre, al-Ándalus se desvinculaba de cualquier otro poder que no fuera el suyo. Hasta tuvimos califato propio, fíjese, don Aymán.

    Entiendo que despista mucho que la población autóctona se hiciera musulmana, si bien no era la religión única, como debería usted saber, sino que entre los naturales, los nacidos aquí, también había judíos, priscilianistas, algún que otro cristiano y muchos, especialmente en el medio rural, que no eran nada. Una diversidad de credos e ideas que desembocó en un esplendor cultural desconocido en Occidente y que, ¡lo siento! (bueno, en realidad, no; se trata de una expresión puramente retórica), superó a Oriente, a Arabia, por si no se orienta bien. ¿O es que cree que esa Mezquita de Córdoba, que ha colocado en su vídeo, con el mihrab más bello del mundo, o La Alhambra, con la cúpula (la de Las Dos Hermanas) más exquisita del arte islámico, las edificaron ustedes? Lea, estudie y olvídese de nosotros, como no sea para venir a disfrutar de la hermosura, a que le invito.

    Fuimos musulmanes, pero no propiedad de Damasco, como ahora somos cristianos y no somos pertenencia de Roma.

    No sé si se da cuenta o, por el contrario, es plenamente consciente, de que hace el caldo gordo a los yanquis y demás partidarios de Bush. Ése, socio de su jefe, que fue presidente de un país en permanente guerra, cuya crédula población vive en Disneylandia; tan sensiblera que no puede contemplar las gambas ni los pollos con cabeza, y tan cruel y bárbara que todavía mantiene la pena de muerte.

    Vaqueros, camelleros... ¡rústicos al fin!

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

José Antonio Ávila -

Gracias por su claridad y su comentario, algunos "salvadores" de patrias y reinos, deberían leer algo más y documentarse para sus comentarios, claro que... Aymán al-Zawahiri,no pretendía echar luz sobre la historia, más bien lo contrario.
Maestro...un abrazo.

JVPascual -

José Manuel... lo has bordado.

Un abrazo.

PS./ Nieva en Carmona, je.

JOSE Mª ARIAS -

Esto es tener cultura histórica, lo demás es otra cosa. Alguien debería de publicitar este artículo y dar a conocer un poquito de la "verdadera" historia de esta tierra, desgraciadamente manipulada y tergiversada. Voy a intentarlo. Un fuerte abrazo.

marta -

me parece precioso, y relamente cierto. ni tan siquiera saben historia. ¿para que? en la época de los desatinos, la historia sobra.

Juan Torroba -

Buena lección para quien sepa leer. Feliz año 2010 !!!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres